Una más de espías

Cuando ya creíamos que el motorgate del Cavallino era cosa juzgada, desde Italia afirman que alguien dentro de Ferrari entregó los secretos del motor de Maranello. La FIA no pudo probar su ilegalidad y ahora parece que Ferrari y sus equipos clientes son los únicos que están dentro de las reglas. ¿Se viene una nueva panquequeada?

El calvario que viene sufriendo la Scuderia puede estar llegando a su fin porque lentamente se comienza a destapar la olla con respecto al escándalo causado por el motor de la SF90 y que salpicó a todos en Maranello con consecuencias aún imposibles de determinar. Incluso se habla por lo bajo que la FIA está considerando autorizar al equipo que conduce Mattia Binotto (estuvo muy bien de reflejos con la reestructuración anunciada porque sino se iba él del equipo) a utilizar nuevamente la cuestionada unidad de potencia que nunca pudieron demostrar que era ilegal. Lo que no me imagino es como haría la FIA para dar marcha atrás con este acuerdo sin que protesten el resto de los equipos y sin ponerse colorados ante semejante cambio de opinión…

Mucha acción dentro de los boxes.

Si ellos lo dicen…

Un técnico de la FIA, hablando off the record, sostiene que tienen serias sospechas que el único motor que cumple con las normativas técnicas vigentes es el que usan la Scuderia y sus equipos clientes en este momento. Todos sabemos como es la Fórmula 1 desde sus orígenes con respecto al robo de información mediante distintos ardides (esto va desde mirar los autos hasta el espionaje industrial desde adentro) en los cuales hubo varios casos sonados siendo el más reciente el Spygate en el cual McLaren le robó información técnica confidencial a Ferrari en el 2007. Ahora el tema es un poco más complicado porque la manera en que consiguieron las pruebas para sancionar a Ferrari fueron ilegales o sea que directamente fue espionaje industrial llevado a cabo desde adentro y fueron fomentada por uno de sus rivales.

Y esa es una de las razones por las cuales no puede hacerse público el acuerdo secreto ya que ,como decimos coloquialmente, están flojitos de papeles los muchachos de Jean Todt. ¿Rever una sanción sin que los otros equipos pongan el grito en el cielo? Es tan fellinesca la situación que uno sospecharía de la legalidad de los otros motores si los restantes equipos aceptan sin chistar que la casa de Maranello pueda utilizar nuevamente su cuestionada unidad de potencia…

A alguien se le escapó un secretito desde aquí dentro…

¿Entonces?

Este embrollo dañó toda la respetabilidad de la Fórmula 1 ya que Ferrari logró diseñar un motor con el cual sacó ventajas importantes con sus rivales pero que debió dejar de utilizarlo por el acuerdo con la FIA sin que ésta pudiera demostrar que era ilegal y ahora las sospechas recaen en todos los equipos ya que estarían en offside y por ello la tremenda diferencia de rendimiento del motor Ferrari respecto a sus rivales. Se suma un nuevo capítulo a esta interminable novela mexicana y no creo que el final está más lejos de lo que creemos. Mientras tanto la Fórmula 1 queda con su imagen dañada y nadie hace nada.

Fotos: gentileza Scuderia Ferrari

Gonzalo Ferrer

Periodista deportivo. En los 90 hablaba de rugby en la radio y ahora escribo sobre Fórmula 1. Rock, mucho rock.

2 Respuestas

  1. martes 28 julio 2020

    […] FIA no quiso ir a los tribunales oportunamente y selló un acuerdo privado con Ferrari porque estaban flojitos de papeles ya que las pruebas recolectadas fueron obtenidas ilegalmente (se habla de espionaje industrial por […]

  2. sábado 19 diciembre 2020

    […] más insospechadas. Todo es motivo de sufrimiento y abarca desde un auto espantosamente concebido para utilizar otro motor hasta las tuercas de las ruedas y las pistolas neumáticas (oh casualidad, sólo con Seb no […]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.